lunes, marzo 02, 2009

Relaciones Públicas: La estrategia de comunicación en la guerra del narcotráfico

El terror es una estrategia usada a lo largo de la historia por grupos que quieren imponerse en una sociedad no sólo a través de la fuerza física a través de la exterminación de personas, sino a través del avasallamiento psicológico que intenta imponer a la población de forma indiscriminada.

Los atentados del 11M, 11S y 1M han intentado doblegar a la sociedades española, americana e inglesa a través de atentados directamente dirigidos a civiles.

Los países democráticos intentan luchar con las armas de la legalidad para perseguir a los asesinos y evitar que éstos mismos u otros vuelvan a atentar contra la sociedad a la que protegen.

¿Qué papel juegan los medios mientras tanto?

Los medios pueden bien ser un altavoz para los mensajes idelógicos de los terroristas o ser un cortafuegos para evitar su propagación.

En el caso de México, un país sumido en una cruenta guerra contra el narcotráfico, se están dando una serie de situaciones que hacen pensar que los medios mexicanos están haciéndole el juego a los narcos:
- Ante las muertes cada vez más cruentas de narcotraficantes, miembros de las fuerzas del estado y civiles, los medios propagan un idioma propio: "levantar" para referirse a secuestros, "cocinar" para describir el proceso de desintegración con la ayuda de ácido sulfúrico de los cuerpos de asesinados de uno y otro bando, etc.
- A las pancartas colocadas por diversos grupos de narcotraficantes en diversas ciudades mexicans les dan cabida en los medios y no sólo repiten las consignas que tienen escritas, sino que incluso hacen fotos para documentar gráficamente su colocación, normalmente en sitios muy transitados.
- Ante la poca operatividad de las fuerzas de seguridad del estado, los medios reflejan esta situación lo que acrecienta la desconfianza de la población ante las personas (policías y militeres) que supuestamente tienen que defenderlos.

La cuestión no es si hay que cubrir las noticias de la guerra del narcotráfico, sino de cómo se cuentan.

Algunas veces parece que se hace apología de la violencia dándole cabida a mensajes que no deberían trasmitirse a través de los medios... o por lo menos yo no los incluiría.

Los periodistas en México mueren por contar la verdad.
Hay que honrarles y proteger a los que viven para cumplir su labor.

No se trata de ocultar la verdad, sino de referirla de una manera en que la gente conserve su derecho a saber, pero también se le deje de hacer el juego al narcotráfico y se desbarate uno de los pilares de su estretegia global: su estrategia de comunicación.


Tags:
Publicar un comentario en la entrada