sábado, mayo 19, 2007

Relaciones Públicas: Comunidades, lecciones aprendidas

Hace poco tuve una buena experiencia para movilizar una comunidad en el marco del lanzamiento de un teléfono móvil.

La verdad es que fue poner en práctica una serie de conceptos que había leído y sobre los que había escrito meses atrás... y el tema resultó bastante bien.

Aquí algunas lecciones aprendidas:
- Detecta a los posibles fans de la marca (blogs, foros y páginas webs con posibilidades de interactividad son ideales, por ejemplo, Yahoo! Preguntas)
- Sé transversal (no te centres en un sólo ámbito para encontrar a los posibles fans)
- Pide permiso para enviar información (y pide perdón si alguien se enfada)
- Una vez que has establecido la relación, trasládala al mundo real (una llamada, reuniones formales o informales, son buenas opciones)
- No ruegues por cobertura o enlaces (todo se dará, tienes que ser paciente)
- Deja que la comunidad se apropie de la marca (acepta sus comentarios, introdúcelos en la campaña y da seguimiento para explotar nuevas ideas)

En contra de lo que dicen algunos expertos, la participación en chats es muy difícil y no sé si merezca el esfuerzo por el retorno que se obtiene.

Aunque los mayores beneficios de una comunidad están en el medio y el largo plazo, también es posible realizar campañas con un tiempo limitado, pero tiene que brindarse un atractivo especial, un call-to-action como dirían en el argot de marketing.

La creación de la comunidad conlleva mucho trabajo, pero si se trata de un producto y una campaña relevantes su alcance puede ir mucho más allá de lo que había pensado en un principio.

Tags:
Publicar un comentario en la entrada