sábado, abril 14, 2007

Relaciones Públicas: La búsqueda de talento y la blogosfera

Desde junio de 2005 veía claro que un blog podía ser un currículum vitae fantástico.

Mirando un blog personal, una empresa puede confirmar la auténtica capacidad de un posible empleado. Comprobar que sabe de lo que habla (si su bitácora es temática y no personal), que su forma de escribir es clara, sin faltas de ortografía y que presenta la información de una forma ordenada (algo que indica muchas cosas sobre su personalidad), incluso que tiene un nivel adecuado de inglés si cita bitácoras en el idioma de Shakespeare.

De hecho, mi trabajo actual se lo debo a este blog. Comenzó como una necesidad de dar salida a mis ideas y reflexiones, pero se convirtió en una auténtica plataforma de comunicación, en mi pequeño medio.

En el momento en que lo lancé no había otros blogs sobre relaciones públicas y comunicación escritos en castellano, así que me acerqué a la blogosfera angloparlante. Así me presenté a blogueros de EEUU, Gran Bretaña, Australia y de otros puntos de Europa.

Hace unos meses, Guillaume du Gardier, un buen amigo bloguero -y a la postre mi jefe-, me dijo que quería hablar conmigo y entonces me comentó que había interés en incorporar a un bloguero en Edelman para llevar llevar todo el tema de comunicación a través de internet. A la postre, fui el elegido.

Andrés "Marca Propia" Pérez indicó en un agudo post que un blog no crea Marca Personal, sino que la consolida. En mi caso fue distinto, ya que, aunque en México me estaba dando a conocer poco a poco, en España era prácticamente un desconocido (no es que ahora sea una estrella, sino que ahora tengo una red de amigos y contactos).

Siendo consciente de esto, aproveché el blog como un altavoz y como un estandarte con la idea de que me ayudaría a entrar en contacto con distintas personas... y vaya que lo consiguí. Calculo que desde que tengo el blog he conocido a unas 600 personas (entre Beers & Blogs y otros eventos). A mí me parecen un montón y es lo más enriquecedor que me ha sucedido en España.

Así que aquellos que estáis buscando trabajo o que queréis mejorar vuestra carrera profesional, pensaros seriamente en abrir un blog. Puede ser vuestro pasaporte al puesto de vuestros sueños.

Esta reflexión parte de un artículo reciente de Baquía sobre un artículo del Wall Street Journal.

Tags:
Publicar un comentario en la entrada